Make your own free website on Tripod.com

 

ESCUELA DOMINICAL ROSACRUZ

 

 

CAPÍTULO 1

 

INSTRUCCIONES GENERALES

 

 

Este capítulo constituye una introducción general a la serie de lecciones de la Escuela Dominical Rosacruz, que se han agrupado en doce capítulos, cada uno de los cuales corresponde a uno de los meses solares del año. Dichas lecciones fueron confeccionadas con el fin de llenar una necesidad que se hacía sentir en la fraternidad Rosacruz; sin embargo no se las considera como la última palabra en la materia, sino más bien como el comienzo de algo que, de acuerdo con nuestras esperanzas, llegará a tener un desarrollo mucho mayor. Se solicita con insistencia la ayuda de los miembros de la Fraternidad en el perfeccionamiento de esta obra.

 

Una de las ideas más sublimes expresada por cristo Jesús fué: “Dejad que los niños vengan hacia mi, no se lo prohibáis”. En el deseo de ayudar a aquéllos que quieren satisfacer esa solicitud, se han confeccionado estas lecciones.

 

La interpretación  moderna de la sabiduría cósmica nos ha parecido tan abstracta, que su adaptación a la Escuela Dominical ha sido lenta de realizar. Pero ningún grupo de adultos que esté buscando la luz espiritual habrá cumplido plenamente su deber, a menos que cada uno de sus miembros haya hecho gestiones para inculir en la obra a toda su familia. Aún más, el idealismo natural de la infancia, cuando es fortalecido convenientemente, ofrece la más fuerte de las inspiraciones para que el adulto lleve una vida religiosa, pura y feliz. Por lo tanto, lo que es tan apropiado para los niños, será muy útil para el adulto que quiere profundizar la filosofía hasta llegar a los primeros principios. Se puede decir, sin lugar a dudas, que todo aquél que tome parte en la labor de la Escuela Dominical, descrita en este folleto será premiado por sus esfuerzos si es que, desde luego, no se siente realmente sorprendido por el desarrollo espiritual que ha alcanzado.

 

         EL ALUMNO

 

Nunca se debe olvidar que es un niño al que se le está enseñando y, para el caso esto es más importante que el plan, la lección o la filosofía. La Escuela Dominical no cumple su misión si no concentra todo su esfuerzo en imbuir en el carácter del niño las cualidades propias de un hombre bueno. Sobre todo se tratará de desarrollar y fortalecer el sentido del respeto por las cosas sagradas, que es un gran factor de seguridad en la vida moderna. Siempre buscamos la inteligencia en las personas; pero debemos recordar que mientras más grande es el inelecto, mayor es el peligro de su mal uso. La devoción pone a salvo los grandes intelectos, la mente más oscura mejora con la gentil influencia del corazón.

 

Es muy  conveniente aprovechar todas las oportunidades de inculcar a los niños la necesidad de poner en práctica en la vida diaria los hermosos ideales que se les han dado a conocer en la escuela Dominical. Esta es precisamente la oportunidad que tienen los padres para cooperar. Debe recordarse que todo lo que se les enseña a los niños, tiene una gran influencia en los adultos y que éstos modifican aún su propio medio ambiente.

 

EL PROFESOR

 

 

La mejor oportunidad y la mayor recompensa es, sin duda alguna, la que se ofrece al profesor. El trabajo con los niños enternece la naturaleza y ensancha las perspectivas, por el hecho de que los niños no están subordinados a opiniones preconcebidas y, por lo tanto, ofrecen un campo eminentemente apropiado para la enseñanza. El profesor, de esta manera, aprende el verdadero significado del proverbio “a menos que lleguemos a ser como un niño pequeño, no podremos entrar en el reino de los cielos”. La adaptabilidad es la clave de todo progreso, especialmente del adelanto espiritual. La cualidad de estar dispuesto para recibir enseñanzas es una hermosa fase de la adaptabilidad y constituye un precioso campo de acción para un buen profesor.

 

La oportunidad de ser profesor debe ofrecerse rotativamente a todos los que deseen servir como tales, porque la Escuela Dominical constituye un aprendizaje, tanto para el profesor como para el alumno. Los que acepten esta oportunidad y hagan todo lo posible por cumplirla bien, serán miembros de la Fraternidad mucho mejores que antes de haber prestado estos servicios. Lo que se ha dicho aquí con respecto a los profesores es aplicable también al director, a los profesores reemplazantes, y a los miembros de las clases preparatorias para profesores, si es que éstas existen.

 

LOS PADRES

 

 

Los padres de todos los niños que asisten a la escuela dominical deben disponer de este manual de Instrucciones y de las lecciones que en ella se dictan. Toda la familia puede sacar mucho provecho siguiendo el desarrollo de la Escuela dominical. El profesor tiene al niño bajo su cuidado solamente una hora a la semana, los padres en cambio, si así lo desean, pueden hacer una labor mucho más completa en la formación de hermosos ideales espirituales en la vida del niño. Los mejores resultados se obtienen cuando el profesor y los padres cooperan en la realización de esta labor.

 

En el caso de las familias que viven en un lugar desde el cual no pueden asistir a la Escuela Dominical de la comunidad o enviar a ella sus niños, estas Leciones son de una valiosa utilidad. Una escuela Dominical en el hogar, tiene numerosas ventajas que la hacen recomendable. Muchas casas necesitan la influencia suavizadora de la instrucción religiosa. Es muy probable que algunos de los vecinos deseen juntarse a aquéllos que han tomado la iniciativa y de este modo se ejercerá una influencia muy beneficiosa.

 

A LOS PADRES Y PROFESORES

 

 

Es nuestro deseo que todos los que toman parte en la enseñanza de los niños en la Escuela Dominical, tanto las madres como los porfesores, puedan compartir con nosotros los pensamientos e ideales en que está basada la Escuela Dominical Rosacruz, de modo que iluminados por estos ideales puedan dar a los niños lo mejor que ellos tienen.

 

Por nuestro estudio del Concepto Rosacruz del Cosmos, sabemos que estamos desarrollando, bajo la acción de las grandes fuerzas cósmicas, los poderes latentes de la Chispa Divina, que está en nuestro interior; que cada uno de nosotros está construyendo su propio destino, a cada instante, por medio de sus pensamientos y actos, que si nuestros pensamientos y aciones están en armonía con las leyes de la vida y del ser, ellos nos reportarán buena salud, armonía, alegría, oportunidades y poder, en cambio, si estamos en desarmonía con estas leyes, nos reportarán enfermedades, penas, confusiones y discordia.

 

Cristo nos ha dicho que viviremos bajo la acción de la Ley del “Ojo por Ojo y diente por diente”, hasta que hayamos aprendido el nuevo mandamiento “Amaos los unos a los otros”. Las poderosas Jerarquías Creadoras, designadas en la Biblia por Ángeles, Arcángeles, Querubines, Serafines, Tronos y Dominios, que están en correlación con los signos del Zodiaco, son Inteligencias vivas que trabajan o han trabajado ya en la evolución del hombre. Las grandes Fuerzas Cósmicas del Dios de Nuestro Sistema Solar son enfocadas sobre la Tierra por los siete Espíritus ante el trono, los Espíritus Planetarios. Todos éstos elevados seres están ayudándonos, mediante la emanación de su poderosa influencia, a aprender el nuevo mandamiento “Amaos los unos a los otros”, porque mientras no lo hayamos aprendido no podremos realizar la labor cooperadora que se espera de nosotros en el Plan Divino.

 

Aquél que conoce una pequeña verdad y vive en ella, está progresando mucho más rapidamente en el sendero de consecución que aquél que tiene un vasto almacén de conocimientos que no está aplicando. Nuestro propósito en la Escuela Dominical, por lo tanto, no es principalmente enseñar a los niños hechos acerca del Universo, sino enseñarles cómo usar en sus vidas diarias los grandes principios fundamentales que constituyen la base del Universo, preparándolos de esta manera para enfrentarse con las experiencias de la vida con fuerza e inteligencia y para ser ejemplos vivos de las grandes verdades que ellos nos ayudarán a difundir en el futuro.

 

Deseamos subrayar el hecho de que en las “Clases sobre el Cosmos” no enseñamos Astrología, sino que los principios cósmicos que sustentan la Astrología y que prepararán al niño para usar esta ciencia sagrada en su vida futura con reverencia y verdadera comprensión. Deseamos evitar toda referencia a los horóscopos en la Escuela Dominical, porque esta rama de la labor astrológica no debe darse a mentes que no han madurado aún.

 

Debido a la congestión del trabajo en el Cuartel General, ha sido imposible editar un Kindergarten complementario de Lecciones Bíblicas, que pensamos podríamos hacer. Se nos hizo la crítica de que algunas de las lecciones bíblicas son demasiado avanzadas para darlas a conocer en un curso inferior. En los casos en que el profesor estime que esto es efectivo, sugerimos se proceda en la siguiente forma: el profesor debe escribir la lección anticipadamente con todo cuidado y traducirla en seguida a las palabras simples del vocabulario infantil, pronunciarlas después en esta forma ante los niños, de ninguna manera debe leerse la lección directamente del libro.

 

En esta forma el profesor puede simplificar sus clases según lo requiera el grupo de alumnos que está atendiendo. Se puede también, si así lo desea el profesor, elegir cualquier otro tópico de la Biblia, que no haya sido tratado en este libro, y desarrollar su clase sobre él, relacionándola por cierto, con la palabra clave del día. Esto proporcionará al profesor la oportunidad de ejercitar la Epigénesis y dilatará la amplitud del curso.

 

Como en el pirmer año de la Escuela Dominical tiene especial importancia la construcción de vibraciones armoniosas en el cuerpo vital de los niños, la música tendrá un papel prominente en el programa.

 

Búsquense melodias dulces y sonoras y déseles el movimiento apropiado para que despierten el interés y encaucen las inquietas energías de los pequeños. Estas canciones deben elegirse de modo que sus palabras concuerden lo mejor posible con las enseñanzas Rosacruces.

 

Los Cuadros Murales de Anatomía de W.& A. K. Johnson, pueden obtenerse en “A. J. Nystrom & Co., 2249 Calumet Ave., Chicago”, que son sus agentes en los EE.UU.

 

Estos cuadros se usan en las clases de anatomía a que se hace referencia en una de las páginas de este manual.

 

Finalmente, queridas madres y profesores de los pequeños alumnos, deseamos de todo corazón, que la Escuela Dominical establezca en sus comienzos, al final y durante todo el tiempo, el principio “Amor” que Cristo está irradiando. Abandonen toda diferencia de opinión con respecto al sistema o cualquier otro punto, hablen y básense siempre en el amor, para que no haya ninguna discordia que eche a perder el júbilo y la belleza de esta obra con los niños. Si se consagra esta aspiración como un ideal, la Escuela Dominical emanará una luz que refresca, bendice e inspira a todos los miembros de la Fraternidad. Una maravillosa bendición caerá sobre aquellos que dedican todo el talento y el tiempo de que disponen a esta hermosa obra, que es un trabajo hecho directamente hacia el establecimiento de la Era Acuariana.

 

EL CENTRO

 

 

Los Centros de la Fraternidad o los Grupos que apadrinan una Escuela Dominical, se enterarán muy pronto que esta llegará a constituir uno de sus más interesantes y valiosos departamentos. Todos los que tengan interés deben ser invitados a asistir y a ayudar en la labor. El llamado de la Escuela Dominical conducirá al grupo a personas que no llegarían en otra forma a interesarse por la Fraternidad. Con el tiempo, debido a las amistades que hacen en la Escuela dominical, tendrán un mayor interés por los demás aspectos de la obra.

 

EL PLAN

 

 

La duración del paso del Sol por cada uno de los doce signos del zodiaco se designa por mes solar. Cada uno de estos meses solares presenta condiciones inmejorables para inculcar ciertas virtudes o para enseñar lecciones especialmente apropiadas para el mes. Todas las clases se ajustan al plan cósmico. En las clases de cada mes solar se trata de aquello que puede ser mejor asimilado y puesto en acción en ese determinado mes. Por lo tanto las clases deberán usarse solamente en la época indicada expresamente.

 

Se iniciará la Escuela dominical en cualquier mes solar, aun cuando el comienzo más lógico es empezar con las Lecciones correspondientes a Capricornio, que se refieren a los comienzos del Universo y del cuerpo físico y tienen relacion con el Período del Saturno. Capricornio es también el comienzo de un ciclo espiritual, según lo atestigua el hecho de que Cristo vino a la Tierra cuando la órbita del Sol entraba en este signo.

 

El plan consiste en hacer un anillo completo de la espiral cada año. Aún cuando las lecciones se usen año tras año, cada vez que se repiten tienen un mérito nuevo, debido al incremento de los resultados obtenidos en la labor de los años anteriores. La repetición es aconsejable. La historia  pierde su valor al ser relatada muchas veces de diferente manera o con variaciones; pero gana cuando es repetida al pié de la letra como fué contada originalmente. Cuando existen varios cursos las explicaciones pueden variarse y adaptarse a los alunnos de diferentes edades.

 

Se trata de desarrollar en el niño: sensibilidad estimativa de la grandeza de la Naturaleza; veneración por los escritos bien inspirados y un sentimiento amoroso hacia los seres que lo rodean, ya sean visibles o invisibles.

 

COMO INICIAR LAS CLASES

REUNIÓN PRELIMINAR

 

 

Se citará para cambiar ideas a todos los que tengan interés en la labor de la escuela Dominical. En la reunión preliminar se acordará la fecha de las sesiones regulares, que se celebrarán tan amenudo como lo requiera la planificación y dirección de la labor. Se elegirán Profesores y Reemplazantes y se les pedirá a éstos comenzar a prepararse de inmediato. Se fijará el día de la primera reunión de los niños escogiéndose la hora en que funcionará regularmente la Escuala Dominical. Si los profesores son varios, se elegirá uno para que actúe como Director.

 

El mayor número posible de padres de familia debe servir en el cargo de profesor y asesorar las reuniones que los profesores celebren. Debe invitarse a la Escuela Dominical, tanto a los adultos como a los niños, del mayor número posible de hogares, a todos les interesará.

ÚTILES Y ACCESORIOS

 

 

En la primera reunión de profesores, se estudiará la provisión de todos los útiles y accesorios necesarios. Se proveerán los siguientes: Un libro de canciones Infantiles, un pizarrón y tiza, cuadros de anatomía, sillitas para niños o madera para hacer sillas ordinarias más confortables. También deberá disponerse de un Emblema Rosacruz dispuesto de modo que se pueda cubrir y descubrir y de tarjetas con la letra del Himno Rosacruz de Apertura y el de cierre.

 

Los primeros Domingos deben destinarse a la expliación y enseñanza del Emblema, de los cantos y del programa. El Emblema debe ser explicado antes de descorrer el velo que lo cubre, nunca se refieran a él teniéndolo descubierto, porque su significado es tan sagrado, que es irreverente usarlo con dicho propósito.

 

Antes de comenzar a cantar, el profesor debe leer y explicar cada verso de las canciones. Los niños no pueden cantar al principio, pero podrán hacerlo cuando se hayan habituado al orden.

 

Muy pronto su entusiasmo llegará a hacerlos pedir que se los haga cantar su canción favorita.

 

Existe mucha literatura sobre las Escuelas Dominicales, resultan particularmente útiles las “Guías especiales para profesores”.

 

Una costumbre muy agradable en las Escuelas Dominicales, es festejar a los niños en el día de su cumpleaños. Es conveniente llevar en un libro encuadernado una lista con el nombre de los niños, de sus padres, dirección, teléfono, fecha del nacimiento y fecha de su entrada a la Escuela dominical. En los años venideros estas listas serán de una valor inestimable.

 

Para terminar esas sugerencias damos un ejemplo de programa.

 

PROGRAMA DE LA ESCUELA DOMINICAL

 

 

1. Música (La mejor que se pueda conseguir).

2. Himno Rosacruz de apertura. (Tercera estrofa).

3. Explicación preliminar del Emblema (Ver. pág.

    correspondiente).

4. Se descubre el Emblema -saludo Rosacruz-. Concentración.

5. Canto.

    Clases separadas por grados:

6. Clase sobre el Cosmos.

7. Un poco de gimnasia para divertir y dar descanso a los

    pequeños.

8. Clase sobre la Biblia.

9. Canto.

    Clases en conjunto para la relación de cuentos:

10.Cuentos.

11.Himno Rosacruz de clausura (Última estrofa).

 

EXPLICACIÓN PRELIMINAR DEL EMBLEMA

 

 

Antes de descubrir el Emblema, se dará una explicación similar a la que se describe a continuación:

 

“Voy a leerles las palabras que están excritas en la cortina: Dios es Luz. Si andamos en la Luz, como Él está en la Luz, tendremos comunión unos con otros.

 

!Que maravillosas palabras son estas!, hoy nos hemos reunido porque queremos saber  y entender su significado. Detrás de la cortina hay algo extraordinariamente hermoso que veremos dentro de algunos minutos, una preciosa cruz blanca que tiene encima siete rosas rojas, alrededor de la cruz brilla una estrella dorada sobre un fondo tan azul como el cielo.

 

La cruz, las rosas y la estrella tienen un significado. Lo que ellas significan es un secreeto que muy pocas personas en el mundo conocen; pero yo se lo voy a dar a conocer, si me prometen no olvidarlo nunca jamás. La Cruz, representa nuestro cuerpo. Si extendemos los brazos en esta forma (Se abren los brazos y se juntan los pies), formamos una cruz. ¿Se dan cuenta? Las palabras escritas en la cortina nos enseñan que Dios es Luz y como todos somos hijos de Dios, tenemos que aprender a brillar como Él.

 

Tenemos en el cuerpo siete pequeñas manchitas de luz cerradas herméticamente en la parte superior; como botoncitos de rosas. ESTAS SON LAS ROSAS DE NUESTRA CRUZ, y cuando aprendamos a realizar las cosas que Dios quiere que hagamos, las efectuamos y continuamos haciéndolas hasta dónde nuestras fuerzas lo permiten, estos botoncitos de rosas empiezan a crecer. Después de un tiempo se abren un poquito y a medida que se van abriendo, alrededor de todo nuestro cuerpo empieza a brotar una luz dorada que  está representada en el símbolo por la estrella y que se denomina “Vestido Dorado de Bodas”.

 

El “Vestido Dorado de Bodas” está hecho por la misma luz que constituye a Dios y ninguno de nosotros podrá verlo hasta que no hayan florecido las rosas sobre nuestra cruz.

 

¡Oh, mis queridos amigos! ¿Qué no haríamos nosotros para que estas rosas florecieran? ¿No es cierto? Por eso es que cuando se descorre la cortina yo les digo: ¡Mis queridos hermanos y hermanas (porque, como Uds. saben, todos somos hijos de Dios), que las fosas florezcan en vuestra cruz! y Uds. me responden: ¡Sobre la vuestra también!.

 

Juntemos ahora las manos, cerremos los ojos y sentémonos muy quietecitos por algunos instantes, amando a Dios con nuestros corazones y pidiéndole que nos ayude a conseguir que las rosas florezcan sobre nuestra cruz, para que podamos aprender y saber cada vez más sobre la Luz”.

 

EJERCICIOS CON EL EMBLEMA

 

 

Antes de correr la cortina que cubre el Emblema, se puede someter a los alumnos todos los domingos a la siguiente interrogación.

 

Pregunta:   -¿Qué es lo que veremos cuando se levante la cortina?

Respuesta: -La cruz con rosas.

P.               -¿Qué es lo que significa esta cruz?

R.               -Nuestro cuerpo. Hagamos la cruz. (Abrir los brazos y

                   juntar los pies).

P.               -¿Qué es lo que las rosas significan?

R.               -Las luces que brillarán cuando aprendamos a ser

                   buenos. (Los brazos encima de la cabeza. Las puntas

                   de los dedos tocándose).

P.               -Qué significa la estrella?

R.               -La hermosísima luz que se desprenderá de todo

                   nuestro cuerpo cuando las rosas florezcan en nuestra

                   cruz. (Brazos a los lados, pies separados).

P.               -¿Cómo los saludo a Uds.?

R.               - “Mis queridos hermanos y hermanas, que las rosas

                   florezcan en vuestra cruz”.

P.               -¿Por qué digo yo: mis queridas hermanas y

                   hermanos?

R.               -Porque todos somos hijos de Dios.

P.               -¿Qué me contestan Uds.?

R.               - Sobre la vuestra también.

 

El Domingo de Servicio

(Ver más adelante la explicación del “Domingo de Servicio”), se pueden formular las siguientes preguntas adicionales:

 

P.               -¿Qué día es hoy?

R.               -El día de servicio.

P.               -¿Qué significa “servicio”?

R.               -Ayudar a los demás.

P.               -¿Qué cosa que no hemos visto los demás Domingos

                   vemos hoy día, al levantar la cortina?

R.               -La rosa blanca.

P.               -¿Qué es lo que significa la rosa blanca?

R.               -Un corazón puro y lleno de amor.

 

DOMINGO DE SERVICIO

 

 

El último Domingo de cada mes solar, se llamará “Día de Servicio”, y en él se usará el Emblema con la rosa blanca y se dará a los niños una explicación similar a la que va a continuación, con el fin de despertar en ellos el cariño por el servicio hacia sus semejantes.

 

“Este Domingo va a ser diferente que todos los demás, porque es el “Día de Servicio”. ¿Saben Uds., lo que significa servicio? Servicio significa hacer el bien a los demás, les hagan ellos bien a Uds. o no. Ayudar a los otros a ser buenos, a ser felices, o a estar bien.

 

Dios, nuestro Padre Celestial, quería ayudarnos y por eso nos mandó a nuestro querido Cristo, a enseñarnos la manera de hacer florecer las rosas sobre nuestra cruz.

 

Él viene a nosotros todas las Pascuas y, nos está ayudando a cada instante, de día y de noche, derramando sobre nosotros desde el centro de la Tierra su glorioso amor, susurrando a nuestros corazones que si lo amamos solamente a Él y hacemos lo que Él nos ha ordenado, seremos siempre buenos y felices y tendremos buena salud.

 

¿Saben Uds., que la expresión de nuestro cariño es una manera de ayudar a nuestros semejantes? Claro que lo es y desde hoy mismo empezaremos a ayudar al prójimo en esta forma.

 

Hoy día cuando la cortina se levante, verán una hermosa rosa blanca en el centro de la guirnalda de rosas rojas. esta rosa blanca simboliza un corazón puro, lleno de amor por Dios y por todos sus hijos. Tengan muy presente que hemos dicho TODOS SUS HIJOS, tanto los que nos simpatizan, como los que nos son antipáticos, porque un corazón puro no puede tener ningún sentimiento desagradable.

 

Por eso es que hoy, cuando estemos en silencio, vamos a pensar en toda la pobre gente que existe en el mundo que está enferma, solitaria y es infeliz. Especialmente en los niñitos pequeños que están enfermos, amémoslos con todo nuestro corazón. siguiendo esta conducta ayudamos a Dios a curarlos y a hacerlos de nuevo felices.

 

REPASO

 

 

El Día de Servicio no se dictará ninguna lección nueva, sino que se destinará a la realización de un resumen general de todo lo que se ha dicho en el mes. La ejecución de esta labor proporciona al profesor una excelente oportunidad para desarrollar su propia iniciativa. Es conveniente percatarse de las ideas que los niños tienen, con respecto a los temas tratados en las lecciones del mes y averiguar el uso que han hecho de la instrucción que se les ha dado. No hay que descorazonarse, porque el resultado de esta encuesta sea pobre, porque debe tenerse presente que cada repetición de cualquier punto, está haciendo su impresión en el cuerpo vital del niño y tendrá con toda seguridad su efecto algún día.

 

En el “Día de Servicio” debe destacarse en todas las formas posibles la felicidad que proporciona el Servicio a los demás. A cada niño debe preguntársele qué Servicio ha hecho a sus semejantes durante el mes.

 

También se debe hacer referencia a la amorosa labor de ayuda que se puede realizar cuando estamos fuera del cuerpo durante la noche y debe preguntárseles si ponen la devoción necesaria en sus oraciones de la tarde.

 

La idea de volar como un hada buena que reparte misericordia, haciendo iluminarse las vidas de los pequeñuelos que están enfermos, estimula mucho la imaginación de los niños y los ayuda más adelante a identificarse con el Más Elevado y Eterno de los Seres y no con una personalidad temporal.

 

A veces un mes Solar tiene cinco Domingos. No se ha dispuesto ninguna lección para estos Domingos extraordinarios, porque se ha estimado conveniente dejar lugar al desenvolvimiento de la epigénesis por parte de cada uno de los profesores y de las personas que trabajan en la Escuela dominical. Hemos incluido, sin embargo, en cada lección unas cuantas sugerencias acerca de lo que se puede hacer en este domingo extraordinario.

 

EXPLICACIÓN PRELIMINAR DEL ZODIACO

 

 

Debe darse la siguiente explicación acerca del Zodíaco, como una instrucción básica para las clases sobre el cosmos que se darán posteriormente:

 

“Vamos a empezar hoy día a aprender algo acerca del Mundo de Dios, al que se designa a veces por Naturaleza y otras veces por Universo. Tan grande es este Mundo de Dios, que ni siquiera podríamos imaginarnos dónde termina. Todas las cosas que vemos, conocemos o están a nuestro alrededor, pertenecen a este gran Universo. Nuestra Tierra, que nos parece tan enormemente grande, es una partecita pequeñísima de él.

 

Si nos pudiéramos subir a un aeroplano y voláramos por los cielos muchísimos años, al mirar hacia atrás para ver nuestro mundo, ¿cómo se imaginan Uds. que se vería? ¡Como una estrella!

 

Como una estrella luminosa y brillante, ¿Y qué es lo que suponen que son las estrellas que vemos desde la Tierra? Son Soles y planetas. Los soles son inmensamente más grandes que nuestra Tierra. En cada estrella vive un gran Ángel Estelar, que está ayudando a Dios a Construir su universo y a hermosearlo.

 

Estos Ángeles Estelares están reunidos en familias que se llaman “Signos del Zodíaco”, doce de estas familias forman un gran círculo alrededor del Mundo de Dios, en esta forma: (Dibujar en el pizarrón grupos de puntos que formen un gran círculo). Dichas familias están ayudando a todos los hijos de Dios a convertirse en hermosos Ángeles Estelares, como ellos.

 

Para conseguir ésto, lo primero que deben enseñarnos es a hacer las cosas que permitirán que las rosas florezcan sobre nuestra cruz, porque no podremos ni siquiera empezar a brillar, antes de que las rosas hayan comenzado a abrirse. Por eso es que nos mandan, como mensajeros, a algunos de los hijos de Dios que ya se han convertido en Ángeles Estelares, para que nos ayuden a hacer que las rosas florezcan en nuestra cruz.

 

Estos Ángeles Estelares viven en los planetas y son siete, uno por cada rosa, ¿no es verdad?

 

Si los vieran brillar en el cielo podrían decir cuáles son los planetas, porque despiden una luz clara e inmóvil, solamente uno tilila como los lejanos Ángeles Estelares del Zodíaco. Tenemos mucho que aprender todavía acerca de los Ángeles Estelares, pero lo haremos más adelante.

 

LABOR ACUARIANA

 

Para terminar, recordemos que esta labor con los niños es una parte de la Gran Obra en que está empeñada la Fraternidad Rosacruz, cuya filosofía constituirá la base de la religión de la edad Acuariana.

 

Todo lo que hacemos ahora, tendrá sus efectos sobre las enseñanzas que se darán en el futuro a todos los niños del mundo.

 

El trabajo de la Escuela Dominical ejercerá influencia sobre toda la Fraternidad Rosacruz, por eso debemos realizarlo lo mejor que podamos y tratar siempre de hacerlo progresar.

 

El presente plan y las clases, modificadas por la experienia que tengamos en los años venideros, se cristalizarán en un sistema que será adoptado por las demás organizaciones existentes, cuando éstas estén preparadas para la labor esotérica, constituyendo uno de los medios para realizar la gran transformación que se establecerá en la Era de la Unión de todos los hombres. Los líderes de las generaciones venideras que se desarrollen en nuestra Escuela Dominical, tendrán un papel muy importante en esta transformación. Nuestra obra es del presente, pero perdurará en el futuro, mediante el adiestramiento de nuestros hijos. Preparémoslos bien para su futura labor.

 

 

 

[INTRODUCCIÓN] [INDICE] [CAPÍTULO 2]

 

HOME   

 

 CORREO ROSACRUZ

Web Master: hercullesrj@yahoo.com.br